Archivo para Boyd Holbrook

PREDATOR

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , , , on septiembre 12, 2018 by Gonzalo Contreras

A LA CAZA DEL ALIENÍGENA

Guionista de éxitos del cine de acción de ayer (la mítica Arma letal) y hoy (la reciente Dos tipos duros), el cineasta Shane Black suele exhibir, en casi todos sus trabajos, una predilección evidente por los cánones narrativos estipulados en la década de los ochenta. No es extraño, por tanto, que en la nueva PREDATOR, escrita por el propio Black junto a Fred Dekker, otra eminencia pop de la época (suyo es el imprescindible divertimento adolescente Una pandilla alucinante) y secuela tardía de Depredador, largometraje de culto para muchos amantes de la Ciencia-Ficción, apueste por recuperar los orígenes y el espíritu deliberadamente retro impuesto por John McTiernan en la pieza principal. Y es que este relato, plagado de vísceras, hemoglobina y carnicería, supone un muy entretenido homenaje a esas aventuras que tanto nos asombraron en aquellos años, a las películas que no se ruborizaban en exaltar el camorrismo, los valores pseudopatrióticos y la camadería basada en la testosterona y cuyo único propósito radicaba en ofrecer al espectador dos horas de pura y adrenalítica felicidad.

Curiosamente, este loable planteamiento, deudor de la mejor tradición de la serie B y muy gozoso en los primeros minutos, constituye, a la vez, su gran talón de Aquiles: ya sea por la nula creatividad de un guion carente de sorpresas o por la dudosa aptitud interpretativa de su elenco (salvo el estupendo nuevo “niño prodigio” Jacob Tremblay), el film no acaba de desarrollar todo su potencial inicial. Quiere ser jocoso y delirante, pero a veces se toma demasiado en serio a sí mismo; busca el frenesí continuo, pero los cortes efectuados en la sala de montaje, algunos realmente sangrantes, entorpecen en buena medida su ritmo y calidad final.

No obstante, tanto las intenciones de base como los respetuosos guiños que rinde a la cinta original, referencias directas a secuencias de aquella inclusive, sopesan los pormenores del producto. De hecho, además de poder considerarse con diferencia la mejor secuela de la franquicia (superior, en todos los sentidos, a la infame Predators, aquel engendro protagonizado en 2010 por el hoy modelo de anuncios televisivos Adrien Brody), Predator posee una cualidad única, digna de enmarcar: atreverse a desafiar, por medio de su carácter canalla y malhablado y sus ya comentadas (y agradecidísimas) dosis de casquería, la dictadura audiovisual imperante de unos tiempos magullados por la ñoñería, las sandeces moralistas y la cultura de lo políticamente correcto.

LOGAN

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , , , on marzo 1, 2017 by Gonzalo Contreras

EL AVENTURERO DE MEDIANOCHE

Logan 2

El cine de superhéroes está de capa caída. El motivo principal, probablemente, reside en la cantidad ingente de películas que en los últimos años han aflorado en la gran pantalla. Ya sea desde la estética pop, colorista e inconfesablemente light de los productos nacidos en el seno de Marvel o desde la visión calamitosa, narcisista y casi shakespeariana fundada bajo los parámetros de Christopher Nolan y su caballero oscuro, este subgénero, cuya principal virtud debería radicar en el entretenimiento más placentero y evasivo, está asistiendo a un debilitamiento de sus fórmulas por culpa de la ambición desmedida de unos ejecutivos desconocedores, casi siempre, del universo fantástico que tratan de articular. El entretenimiento, en la mayoria de las ocasiones, brilla por su ausencia, prevaleciendo una idea de competición económica entre los míticos y todopoderosos estudios (DC y la comentada Marvel) más que una búsqueda real de logros cinematográficos.

loganComo excepción que confirma la regla, cada cierto tiempo surgen algunas propuestas (carentes de pretensiones y rebosantes de ideas creativas) que tratan de romper con esta tendencia al alza. Hace un año, sin ir más lejos, la divertidísima Deadpool abrió un abanico de posibilidades narrativas a través de un héroe que huía de todo convencionalismo establecido. Mucho más inteligente de lo que su malhablado guion hacía creer, la película supo aglutinar, por medio de chistes metacinematográficos y buenas dosis de irreverencia, a los fans de las viñetas con el público asiduo al cine más comercial y palomitero.

LOGAN, tercera entrega en solitario del integrante de los X-Men y variante mutante de la novela Ojos de fuego de Stephen King, prosigue esta estela de ruptura formal ofreciendo una mirada atípica al manido campo de los superhéroes. Atrás quedaron las capas, la gomina, los trajes hechos a medida y las tonalidades fluorescentes; la última aventura de James Mangold convierte a Hugh Jackman en la viva imagen del Clint Eastwood más desgastado y decadente. Tanto, que la nueva identidad del personaje (conductor de limusinas, alcohólico y enfermero a media jornada de un agonizante profesor Xavier) parece sacada de uno de los desmitificadores retratos del genio americano, detalle que se agudiza por el aroma a western crepuscular (referencias a Raíces profundas incluidas, primera versión de, qué curioso, El jinete pálido de Eastwood) que impregna la función. Cuanto más juega en el terreno desértico y polvoriento, mejores resultados obtiene. Lástima que, tras una espléndida primera hora, poseedora de una violencia inusitada en esta temática, la película acabe agonizando por una dirección que le viene demasiado grande a Mangold y por la aparición, en su segundo tramo, de los formulismos (exceso de duración, ausencia de comicidad, niveles de tragedia elevados al cuadrado) que tan brillantemente estaba sorteando hasta entonces.

 

 

THE SKELETON TWINS

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , on noviembre 13, 2014 by Gonzalo Contreras

HERMANOS DE SANGRE

skeleton twins

A pesar de llevar más de diez años sin hablarse, la complicidad de Milo y Maggie, dos mellizos treinteañeros emocionalmente inestables, sobrepasa lo imaginable. Tras eludir la muerte el mismo día, sus vidas volverán a cruzarse en el pueblo que les vio crecer, resurgiendo viejas heridas aún abiertas, pero también la sabia certeza de necesitarse mutuamente.

skeletonUna historia agridulce y mucho más trágica de lo que puede aparentar, muy bien llevada por un director que dosifica magníficamente el drama en sus justas proporciones, combinándolo con una necesaria comicidad propia del espíritu independiente que impregna esta producción. La película se beneficia de las espléndidas actuaciones de Bill Harder y Kristen Wiig (con cierto parecido físico a la también actriz Vera Farmiga), rebosantes de química y naturalidad, y de un elogiable saber narrativo, dándonos a conocer las calamidades de estos hermanos con honradez, sin trampas y sin hacer mella en lo sórdido del argumento, realmente espinoso en algunos episodios. Precisamente, lo mejor reside en las conversaciones más íntimas acerca de la vida, las elecciones erróneas que pasan factura y la tragedia como punto y aparte en nuestra existencia, hábilmente desarrolladas con especial ternura y sinceridad. Y cuando el humor entra en juego, la conexión con el espectador es abrasiva, alcanzando su apogeo en una inmensa, optimista y nostálgica escena musical, al más puro estilo In & Out, cuya letra resume genialmente las emociones destiladas por estos dos personajes inseparables.