Archivo para Margot Robbie

YO, TONYA

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , , on febrero 19, 2018 by Gonzalo Contreras

ROMPIENDO EL HIELO

A los Oscar les gustan los biopics. Si no lo tienen claro, echen un ojo a ediciones pasadas de la ceremonia: acompañando a la propuesta indie del año, esa de la que todo el mundo habla en el momento de su concepción y que el tiempo desvanece de nuestra memoria pasada la gala, y a la producción afroamericana de ocasión, presente para evitar las críticas feroces de los académicos más pseudoprogresistas, se cuela, en las categorías principales, la típica película que trata de ensalzar (o en algunos casos, desmitificar) la figura de un personaje emblemático y clave en el terreno de su profesión. Sus características de concepto y fondo son fácilmente identificables: condescendencia en su tratamiento, remarcada, además, por un academicismo mal entendido, pomposo y falsamente emotivo; una descripción lineal de los hechos, ejecutada con más comodidad que riesgo; y, principalmente, una interpretación del actor que lo interpreta, casi siempre condecorada con la preciada estatuilla, más mimética que excepcional.

Este año, contra todo pronóstico, parecía que iban a ser dos los largometrajes de esta materia que entrarían en las candidaturas principales. Por un lado teníamos El instante más oscuro, retrato de los días más negros del mandatario Churchill y su lucha contra el Régimen nazi en plena Segunda Mundial, dotado, hasta el hastío, de las dudosas virtudes expuestas en el anterior párrafo; por otro, la cinta que nos ocupa, YO, TONYA, complejísima fotografía de la polémica patinadora americana Tonya Harding transcrita en formato de falso documental, excitante en su diseño visual e indomesticable en su provocadora narrativa. Finalmente, solo uno de ellos ha logrado formar de esta poco sorprendente carrera de premios. Imagino que ya habrán deducido cuál es.

Reflexiones aparte, ¿qué hace que esta cinta sea uno de los espectáculos más inteligentes, irreverentes y ásperos de la temporada? Precisamente, la sustitución de los artificios y los estereotipos aceptados por este género tan benevolente en favor de la lucidez creativa. “A los americanos se les ama y odia a partes iguales. Tonya era cien por cien americana”– con esta aseveración, expuesta en los primeros minutos de metraje y toda una declaración de intenciones de lo que veremos seguidamente, se presenta orgullosamente una opereta pletórica en su transgresión de los estandartes narrativos y en su feliz combinación de géneros, desde la prosa desquiciada, musical y camorrista impresa por el Martin Scorsese de Uno de los nuestros (ruptura de la cuarta pared incluida) a la elegancia y el humor endiabladamente negro de los hermanos Coen. En ella cabe de todo, y todo abordado con personalidad propia, única.

Amenizada de forma impecable (sí, se me acaban los adjetivos entusiastas) por Margot Robbie y Allison Janney, maquiavélica metamorfosis de la Margaret White de Carrie, sin Biblia en mano pero con pájaro al hombro cual temible pirata de los mares, el film sobresale, igualmente, en el osadísimo tratamiento que otorga a situaciones tan peliagudas como el maltrato infantil o la violencia de género y en la descripción del patetismo y el espíritu gañán reinante en esa América profunda que todavía late en El país de las libertades, culminada con una antológica secuencia final en donde se refleja, como en pocos relatos, el paralelismo y la dualidad existente entre el sueño americano y la más sangrienta realidad. Y esto, en los tiempos que nos ha tocado vivir, lastrados por el insoportable hedor de lo políticamente correcto, tiene un mérito incalculable.

Anuncios

ESCUADRÓN SUICIDA (SUICIDE SQUAD)

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , , , , , on agosto 5, 2016 by Gonzalo Contreras

Y TODO SIGUE IGUAL

Suicide Squad

En una decisión que no deja de sorprender a los sectores más críticos, los precursores de la nueva franquicia de superhéroes de DC Comics (llámense Zack Snyder, ejecutivos de Hollywood o Warner en general) han decidido preservar la estética y el hilo argumental que iniciaran en la fallida (pero loable) Man of Steel y desarrollaran, con mucha mayor amplitud de miras y ambición cinematográfica, en la polémica Batman Vs. Superman. Y eso a pesar de su cuestionadísima acogida entre los espectadores, mayoritariamente detractores de un espectáculo demasiado influenciado por los desaires de Christopher Nolan, siempre aparatoso y apático, tan relamido como burlesco.

Suicide SquadESCUADRÓN SUICIDA se ajusta, pues, al engranaje continuista de la aventura que uniera a lo dos superhéroes más representativos de la cultura estadounidense. Los más entusiastas del invento se frotarán las manos y aullarán de placer aunque, seguramente, su falta de pretensiones será un obstáculo para llevarla a los altares; por contra, los que repudiamos la epopeya que hacia de las madres el germen de la verdadera amistad no dejaremos de percibir los mismos errores conceptuales: un distorsionado montaje que parece más un trailer de dos horas que un largometraje; personajes introducidos con calzador, siempre arrinconados y al servicio de la actuación estelar de los pupilos y un innecesario oscurantismo conservador y blandengue (Will Smith haciendo nuevamente de padre protector, a pesar de sus tendencias homicidas; la ensoñación diarreica de Harley Quinn) cuando, en este caso, la historia pedía a gritos irreverencia, toneladas de humor negro y algún que otro vertido de hemoglobina.

Víctima de la necesidad de encontrar un target que no le corresponde, la nueva entrega del universo heroico queda reducida, finalmente, al típico pasatiempo adornado con luces de neón y música omnipresente al servicio de un guión que se acomoda, hasta extremos alarmantes, y más en una aventura supuestamente transgresora como la aquí presentada, a la plantilla estándar del subgénero (esto es, presentación de personajes/ conflicto/ batalla final). Paradójicamente, se beneficia de aquello que los defensores considerarán su talón de Aquiles: la falta de un interés mayor que la de evasión momentánea. Dicha característica, unida a la presencia de Margot Robbie, ya enaltecida como icono pop de la década, y una fantástica y gélida Viola Davis, el as que debería haber representado un decepcionante y abigarrado Jared Leto en el papel de Joker, encuadran a Escuadrón suicida en los cánones de blockbuster demandados por la mayoría de espectadores en estas fechas estivales. Con sus pros y contras, por supuesto. Sobre todo contras.

LA GRAN APUESTA

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , , , , on enero 20, 2016 by Gonzalo Contreras

APOCALIPSIS FINANCIERO

gran apuesta

Si ya El lobo de Wall Street adelantaba algunos de los motivos de la crisis económica que asola el planeta desde la pasada década, mostrando la tiranía del mundo de la Bolsa y los depredadores que manejan sin pudor el dinero de los contribuyentes, el director Adam McKay, cineasta cultivado en el Saturday Night Live y en la comedia más absurda y gamberra, da el golpe de gracia con LA GRAN APUESTA, posiblemente, la descripción definitiva de los verdaderos responsables que han permitido el mayor desastre financiero de nuestra Historia.

Menoapuestas irreverente pero igual de cínica e corrosiva, la película sigue la pista de los pocos que profetizaron el debacle mundial, auténticos bichos raros que, sin embargo, supieron sacar buen provecho al asunto. Y lo hace apostando, acertadamente, por un tono satírico que convierte la teoría financiera en una práctica apasionante, siendo imposible imaginar esta terrible historia en otro género diferente a la comedia. Gracias a esto, y a pesar de la cantidad de datos, referencias y cifras macroeconómicas mostradas, conecta de pleno con el espectador hablándole con un lenguaje claro y conciso, sirviéndose para ello de una genial sucesión de cameos de artistas de diferentes gremios, entre los que destaca el desternillante sketch de Selena Gómez explicando el síndrome de la mano caliente. O lo que es lo mismo, adopta el enfoque perpetrado por Scorsese en su obra maestra: tomar al público medio por ignorante. Eso sí, también hay tiempo para la amargura, reflejada en las rápidas instantáneas de gente anónima disfrutando de un estado del bienestar que se derrumbaba a pasos agigantados.

El resultado va más allá de sus propias aspiraciones cinematográficas. La gran apuesta es una auténtica bomba de relojería, un soberbio relato apocalíptico de la codicia; demoledor, divertidísimo y, a la vez, brutalmente escalofriante. Esperemos que la reflexión, indispensable y necesaria, acompañe su visionado.

SUITE FRANCESA

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , on mayo 5, 2015 by Gonzalo Contreras

AMAR EN TIEMPOS REVUELTOS

SUITE 2

El academicismo que tanto encandila a los controvertidos hermanos Weinstein, productores estrella de Hollywood famosos por su implicación desmedida en los proyectos que financian y por sus temidos remontajes (al mayor se le conoce como Harvey “manostijeras”), se palpa en cada una de las secuencias que componen SUITE FRANCESA, enésimo intento de resucitar las love story germinadas bajo la devastación del sinsentido bélico, está vez tomando como punto de partida el exitoso best-seller homónimo de Irène Nemirovsky. Su elegante producción y la ambientación, de irreprochable buen acabado estético, y unas contundentes interpretaciones, principalmente del bando femenino, son las mejores armas de una producción lastrada por un grave inconveniente: su extrema y áspera frialdad.

SUITENi el peso de su historia, mil veces vista, ni el acaramelado affair de los protagonistas, con cierto hedor al folletín más anticuado, traspasan en ningún momento la gran pantalla. Falta pasión, emotividad y, cómo no, una mayor solidez narrativa. De esta forma, persiste la sensación de asistir a un nuevo ejemplo de adaptación diseñada para arrasar en los más eventos cinematográficos más populares, cuidada hasta el más mínimo detalle salvo, quizá, el más importante: el alma de la propia obra.