Archivo para Matthew McConaughey

LA TORRE OSCURA

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , on agosto 17, 2017 by Gonzalo Contreras

EDIFICACIONES INESTABLES

Autor de algunas de las obras más importantes de la literatura moderna norteamericana, y siempre a la sombra de sus magistrales historias de corte sobrenatural, Stephen King y su amalgama de pesadillas, escalofríos y traumas de niñez han engendrado tantas sonrisas como lágrimas en formato de celuloide. Si bien varias de sus narraciones, brillantes en papel, no han encontrado una cobertura fílmica que les haga justicia (la pasadísima Ojos de fuego, El cazador de sueños), muchas se han convertido, por méritos propios, en estandarte de varias generaciones de cinéfilos, ya sea en materia de horror (El resplandor, Carrie, la reciente La niebla) o en su vertiente melodramática y de suspense (la imprescindible Cuenta conmigo o las semidesconocidas Eclipse total y Verano de corrupción). Podríamos decir, incluso, que hay una desmembramiento radical en la calidad de dichas adaptaciones. No se trata del manido “o las amas o las detestas”. Realmente, unas sobrevuelan hacia cotas de absoluta maestría, capturando hasta los dilemas sociales (y poco explícitos) expuestos en el material de origen; otras, en cambio, hacia un infierno más profundo que las lúgubres y decrépitas invenciones del escritor. El término medio en el caso de El rey del terror es, pues, inexistente a nivel cinematográfico.

LA TORRE OSCURA, primera parte de una hipotética saga de largometrajes, no sólo corrobora dicha fragmentación; también, la idea probada de que cuando una película no encuentra un equipo artístico que sepa interpretar la obra literaria el resultado puede convertirse en algo completamente opuesto a las palabras del sabio creador. Una cosa es adaptar libremente (con licencias creativas inclusive) la novela, una de las más personales e inclasificables de King, y otra muy diferente tergiversar su mensaje y espíritu. El director Nikolaj Arcel, incapaz de poner en imágenes sus desvaríos metafísicos, opta por aglutinar varios de los tomos anteponiendo los elementos más comerciales, ruidosos y característicos del blockbuster y desechando, con ello, la magia críptica de la historia, clave para dar sentido a un relato, siendo justos, de difícil traslación a la gran pantalla. Un hecho que recuerda, en términos puramente teóricos, al crimen perpetrado por Wolfgang Petersen en su infantiloide La historia interminable.

El producto resultante es un cóctel de demasiadas y no reconocidas pretensiones, menos enrevesado que el modelo original pero caótico en su estructura, que habría quedado estupendamente bajo las directrices sanas y poco ortodoxas de la serie B y que se estrella al querer jugar en ligas mayores. Como entretenimiento alternativo, eso sí, el espectador disfrutará buscando las múltiples referencias al universo del prolífico narrador camufladas a lo largo del metraje, sin duda lo mejor de la cinta: fotografías espectrales de hoteles en temporada baja, un póster de una antigua diva cinematográfica, apellidos que rememoran a viejos e inolvidables amigos e, incluso, un Plymouth Fury de 1958 con hedor a muerte en su capó.

Anuncios

INTERSTELLAR

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , , , , on noviembre 7, 2014 by Gonzalo Contreras

HASTA EL INFINITO Y MÁS ALLÁ

interstellar

En los próximos días, no lo duden, oirán maravillas de la cinta que nos ocupa. De hecho, más de uno se aventurará a afirmar que es la cinta más satisfactoria de Christopher Nolan, una especie de punto y aparte en la Ciencia Ficción más kubrickiana, revolucionaria e intelectual. Otros, imagino que muchos menos, nos sorprenderemos ante unas críticas tremendamente desmedidas para una película, si bien absorbente a nivel visual, lastrada por unas intenciones fallidamente plasmadas por el director de la exitosa trilogía de Batman.

interstellar 2Las expectativas eran muy altas. De ahí, la tremenda decepción de la, para mí, gran propuesta de este año. Por ser Nolan, por su elenco y por pertenecer a un género tan querido e infravalorado como es la Ciencia-Ficción. El cineasta ahonda como nunca en sus obsesiones más pseudofilosóficas y matemáticas engendrando su cinta más personal pero también más desigual e inestable. En la teoría, las intenciones son muy atractivas, principalmente en la emotiva relación paternofilial centro de esta fantasía espacial. Incluso, imprime su sello de calidad en algunos momentos satisfactorios, sobre todo cuando el explorador que reside en el director, el deseoso de descubrir nuevos mundos, sale a flote. Empero, fracasa por la ambición desmedida y casi diría que egocéntrica del propio Nolan, en ocasiones irritante, y por su ridícula pretenciosidad, tomándose unas licencias que dudo que en otro realizador hubiesen sido aceptadas, hasta el punto molesto de sacar de la manga supuestas teorías cuánticas cada vez que el argumento flojea o busca el nirvana fílmico. Tristemente, ni fascina ni perdura, resultando larga en relación al argumento base y carente de imágenes que se queden plasmadas en la retina.

Nolan ha jugado más que nunca a ser Dios. Su curriculum y prestigio, posiblemente, le darán cierta potestad para ello, y sin duda serán muchos los que sigan sus pasos alabando cada uno de sus logros, algunos incuestionables. Pero tras ese halo místico y abrumador a uno le queda la sensación de haber visto, más que la obra de un Elegido, y sin que sirva de precedente, el discurso de un falso profeta.

EL LOBO DE WALL STREET

Posted in Críticas (Estrenos) with tags , , , , , , , on enero 18, 2014 by Gonzalo Contreras

SODOMA Y GOMORRA

lobo 5

Soberbia, corrosiva, abrumadora. E impresionante. Martin Scorsese, a sus 71 años, vuelve a dar la campanada en esta lúcida mirada al mundo de la Bolsa y, en particular, a los depredadores que manejan sin pudor el dinero de los contribuyentes. Vamos, los amos del mundo.
El director, en su enésima reinvención de sí mismo, parece un chiquillo con zapatos nuevos, demostrando en cada fotograma una juventud y pasión que ya quisieran muchas promesas e imprimiendo en la historia real de Jordan Belfort verdadero amor por el cine, inteligencia y un dominio de narrativo como sólo los maestros saben hacerlo.

lobo 6Éxtasis y desenfreno se dan la mano en esta exaltación sin complejos del sexo, el libertinaje, la codicia y el derroche. Un análisis en forma de comedia (posiblemente, la mejor de lo que llevamos de siglo) de estos verdaderos licántropos del poder y la ambición. Y bajo esa acertadísima batuta burlesca todo, absolutamente todo, está permitido, incluso reírse de un espectador atónito (e ignorante) ante lo que sus ojos visionan; desfiles de animadoras y orgías en plenas oficinas, conversaciones sobre contratación de enanos arrojados a una diana (impagable), referencias al rey de las espinacas y un interminable etcétera.

Un Sodoma y Gomorra al mando del cual está un DiCaprio más allá del elogio, una especie de gurú sectario propio de la América profunda cuya única religión se basa en la adoración al dinero. Dueño y señor de la manada, compone una interpretación para los anales del Cine. Histriónica, brutal, fascinante. Sin olvidar a sus pequeños cachorros, entre los que destaca un brillante (dental e interpretativamente) Jonah Hill como principal lacayo y un McConaughey capaz de devorar la pantalla con su fugaz aparición.

lobo 4Obra maestra. Una prodigiosa joya que en sus casi tres horas no invita, ni por un momento, al aburrimiento. Esperemos que antes de su despedida cinematográfica (posiblemente bajo el rostro de un artista que cantó una tal “My Way”)  Scorsese nos vuelva a regalar esta increíble sensación de dejarnos con la boca abierta, levantarnos nada más terminar la proyección y aplaudir. Hasta que nos duelan las palmas de las manos.